logo6

 

El poder llevar a cabo todas las ocupaciones que nos demanda nuestra vida diaria, en relación al rol que estamos desempeñando y el entorno donde realizamos esas ocupaciones se llama desempeño ocupacional. Cuando debido a una lesión, cambio de rol, no podemos llevar a cabo nuestro desempeño ocupacional de manera óptima, se llama desequilibrio ocupacional y es cuando el terapeuta ocupacional interviene para que logremos recuperar nuestras ocupaciones. En el caso del niño, su principal ocupación es el juego, por lo cual es necesario cubrir las competencias que esto conlleva en el caso de bebés prematuros o de niños con daño neurológico. En el caso del adulto la ocupación abarca las actividades de la vida diaria, la diversión y la productividad ya sea en el hogar o en el trabajo. Nuestro tratamiento lleva a la persona a lograr una vida acorde a su rol de edad, promoviendo su independencia y autoestima.

- Alteraciones en del desempeño ocupacional

- Posicionamiento ocupacional: diseño y adecuaciones de sillas

- Entrenamiento de habilidades manuales; iniciales, avanzadas y de función

- Actividades de la vida diaria

- Actividades básicas cotidianas y actividades instrumentales

- Asistencia tecnológica: en la persona, en su ocupación y en su entorno

- Integración sensorial

- Actividades de prelenguaje

- Inclusión escolar

- Taping neuromuscular

- Juego terapéutico

- Estimulación cognitiva para niños y adultos mayores